La investigación, clave en el futuro de la universidad y de la sociedad
6 noviembre, 2020
Proyectos solidarios y de investigación de las Universidades CEU con un impacto social positivo
12 noviembre, 2020

¿Cuáles son las habilidades directivas que debe tener un buen líder?

Las Universidades CEU están enfocadas en formar a los líderes del futuro, las élites que transmitirán los valores CEU a toda la sociedad, a la que serán capaces de influir para su cambio y mejora. Así, el liderazgo CEU se basa en los valores del humanismo cristiano y en el desarrollo de competencias y habilidades. Por esta razón la gestión de equipos, el emprendimiento o la innovación están muy presentes en la formación universitaria CEU, que potencia desde el primer momento el liderazgo de su alumnado. Un buen ejemplo de ello es la formación de liderazgo que el Center for Creative Leadership (CCL) ofrece de forma exclusiva en España a través de las Universidades CEU.

Los estudiantes de las Universidades CEU no solo adquieren conocimientos, también reciben la preparación óptima para convertirse en líderes innovadores en su aterrizaje en el mundo laboral. Los resultados de estos esfuerzos se reflejan en que, por ejemplo, contamos con alumni que se encuentran en el top 100 de las personas más influyentes en sus respectivos ámbitos de actuación.

Dirigir personas y guiar proyectos de forma eficaz y ética

Para ser un buen líder hay que contar con una serie de habilidades que, si bien pueden ser innatas, también se pueden aprender y, sin duda, se pueden mejorar. Así, para dirigir y liderar equipos, es necesario tener una serie de fortalezas y de habilidades directivas como:

  • Ser eficaz.
  • Ser resolutivo.
  • Tener una mentalidad emprendedora e innovadora.
  • Ser un buen comunicador, abierto y dialogante.
  • Resultar motivador para los demás.
  • Ser carismático.
  • Tener valores e integridad.
  • Contar con una buena dosis de confianza.
  • Ser responsable, asumiendo siempre los éxitos y los fracasos.
  • Contar con una inteligencia emocional desarrollada.
  • Ser flexible y capaz de adaptarse a los cambios.

Dirigir o liderar una organización con éxito exige no solo tener buenas ideas, si no también ser capaz de llevarlas a cabo. Para ello es necesario contar con las habilidades que permiten analizar la situación actual, priorizar las necesidades, valorar las alternativas posibles y elegir la más adecuada según la situación, cerciorándose de que se va a ejecutar con la mayor agilidad y rapidez posibles.

En lo que a gestión de equipos de trabajo se refiere, el líder será responsable de elaborar estrategias y propuestas para una mayor competitividad, además de repartir de una forma eficiente las tareas. Todo, orientado a alcanzar los objetivos en el plazo más corto posible. En este contexto no hay que perder de vista que la responsabilidad puede ser una fuente de estrés. Por ello, una buena gestión de las emociones es fundamental para que la labor del líder no se vea afectada, ni el desarrollo de los proyectos. A esto hay que sumar que el líder deberá contar con un sólido conocimiento práctico, que le permitirá hacer, pero también supervisar y controlar lo que hace el equipo.

¿Qué quieres estudiar?
Español